SUENA TREMENDO

Cotryba: “Hay que bajar lo más rápidamente que se pueda la población canina”

Ricardo Antúnez / adhocFotos. Ricardo Antúnez / adhocFotos
Ricardo Antúnez / adhocFotos Ricardo Antúnez / adhocFotos

El gerente de la Comisión de Tenencia Responsable y Bienestar Animal (Cotryba), Julio Pintos, comentó a Suena Tremendo las razones detrás de la obligatoriedad del chip para perros y explicó que quienes incumplan con esta política todavía no serán sancionados.

La medida tiene su origen en la ley 18.471 del año 2009 que, entre otras cosas, crea el Registro Nacional de Animales de Compañía (Renac), donde obligatoriamente deberían ser inscriptos todos aquellos animales que pertenezcan a esa categoría, que también fue creada por esta norma.

Según explicó Pintos, la Cotryba decidió implementar la política del chipeado exclusivamente para la población canina “ante la superpoblación de perros en Uruguay, asociada a problemas sanitarios (leishmaniasis, quiste hidàtico, rabia), asociada a mordeduras (casi 5.000 mordeduras por año), asociada a todos los problemas que genera de accidentes de tránsito (caídas de bicicletas y motos), donde el responsable es un dueño que no cuida a su mascota con total responsabilidad”.

El jerarca enfatizó en que “hay que bajar lo más rápidamente que se pueda la población canina”. En ese sentido, explicó que “al tener identificados los animales podemos diseñar políticas específicas de acuerdo a la cantidad de perros por territorio”

Pintos también señaló que, de momento, el énfasis está puesto en la difusión de la tenencia responsable y “no hay definida una multa o una sanción específica” a quienes incumplan con la obligación de colocar el chip a su mascota. “Supongo que será como cualquier política pública, habrá momentos de intimaciones, notificaciones, pero eso está todo para armarlo porque no es la urgencia de hoy aplicar sanciones”, agregó.

Registro

Suscripciones:
×