Suena Tremendo

Ana Olivera: “La plata va a donde tiene que ir”

Ana Olivera: “La plata va a donde tiene que ir”

La subsecretaria de Desarrollo Social respondió a las observaciones realizadas por el Tribunal de Cuentas (TCR) sobre la contratación de cooperativas sociales, que motivaron que el diputado del Partido Nacional Martín Lema convocara a la ministra Marina Arismendi a la comisión de Población y Desarrollo de la Cámara de Representantes. En entrevista con Suena Tremendo, Olivera también explicó la confusión que se creó a raíz de las cifras manejadas por el Ministerio de Desarrollo Social sobre cupos y personas en situación de calle.

Según comunicó la cartera,  desde esta semana y hasta el 30 de setiembre, habrá más de 1700 cupos disponibles distribuidos en 53  centros en todo el país.

“En primer lugar, la confusión la creo la palabra ‘duplicación’ mal interpretada. En realidad, lo que Marina (Arismendi) dijo es que se duplicaba el número para la contingencia. Nosotros tenemos un cupo permanente, pero cuando llega esta etapa abrimos más cupos, pensando que hay gente que, como no la podés obligar a ir al refugio, sí cuando llega el frío, vienen a los centros a pernoctar”, explicó Olivera.

“Este año tenemos la capacidad de abrir hasta 300 cupos nuevos pero por el momento abrimos 162, vamos trabajando en función de las denuncias que se producen y en función del trabajo de nuestro equipo móvil, que en invierno va a estar hasta las 00 recorriendo los lugares atendiendo tanto las denuncias como lo que directamente vea. Ahí estuvo la confusión”.

Olivera dijo que la población que se encuentra en situación de calle  es en un 92% masculina y es más joven a la de los refugios, oscilando entre los 18 y 35 años. “Mujeres con niños no hay en la calle, hay todo una tarea para lograr su incorporación a los centros que nosotros tenemos y lamentablemente en algún caso el INAU ha tenido que intervenir, dado que esa mujer, con sus hijos, no quería ir al refugio. Ella podrá hacer lo que quiera pero el Estado tiene la obligación de proteger a esos niños”.

“La percepción como montevideana es que hay más gente en la calle, sin duda. No está vinculado expresamente con un tema de indigencia desde el punto de vista material. Cuando una define indigencia es tener una ‘x’ cantidad de ingresos para cubrir la parte alimentaria, no está vinculada con eso básicamente”, declaró.

La ex intendenta dijo que hoy en día, si se mira teniendo en cuenta los ingresos, la pobreza e indigencia han ido descendiendo, siendo la segunda una “cifra testimonial”.

Las observaciones del Tribunal de Cuentas

El diputado nacionalista Martín Lema solicitó la convocatoria de la ministra Marina Arismendi a la comisión de Población y Desarrollo de la Cámara de Representantes por contrataciones irregulares que han sido observadas por el Tribunal de Cuentas.

Consultada al respecto, Olivera respondió que el Mides se presentará ante la Comisión “con mucho gusto” y que siempre se contestan los pedidos de informes, el problema a veces es que “no necesariamente responden a la expectativa o a lo que se quería que se le contestara por parte de las personas que realizan y solicitan más detalles”.

“Quiero ser muy precisa respecto a las observaciones que el ministerio ha tenido del Tribunal de Cuentas.  Yo contesté públicamente una de ellas, que fue la primera que yo escuché que el diputado hacía, que está vinculado con el tema de las becas para niños cuando no hay lugar en los centros públicos en los barrios. Nosotros no podemos hacer un llamado a licitación para plazas para becas porque nosotros necesitamos contratar en los barrios, yo no lo voy a hacer venir a un niño que vive en Juan Acosta y Aparicio Saravia a Río Branco y Uruguay”, explicó.

Olivera afirmó que el departamento jurídico del Mides explico al TCR por qué se hacen esas contrataciones. “Nosotros reiteramos el gasto para que esos niños pudieran ir a los centros de educación inicial dado que el hecho de crear nuevos centros de atención a la primera infancia, mientras nos sigamos extendiendo, donde no hay cupo se resuelve de esta manera, pero siempre se resuelve en la cercanía del hogar”.

“Una primera cosa es que la ley admite contratación directa de cooperativas sociales. Esa es una observación que corresponde, porque la ley de creación de cooperativas sociales justamente admite que puedan ser contratadas sin proceso licitatorio”.

“La licitación pública lleva más o menos 6 meses, se tranca, y esto significa la dificultad vinculada con eso que dice el propio diputado, que es la atención a las poblaciones más vulnerables, entonces yo o no puedo dejar de brindar ni el servicio de refugio, ni puedo dejar de brindar el trabajo y pagar los salarios en las plantas de clasificados”.

“Tenemos que establecer un buen diálogo como corresponde entre las diferentes instituciones del Estado porque esto se transforma en una bandera política que pone un velo de corrupción y falta de transparencia sobre los servicios que se le dan a la población, y esto no lo podemos permitir porque es una manera de preservar la democracia”, manifestó.

“No tenemos problema en explicar de qué se trata y por eso vamos a ir con mucho gusto a la comisión con todos los datos, con cuánta gente se atiende, con cuánto cuesta abordar este tipo de situaciones. Me parece que es lo mejor y lo más sano para todos, y no estos editoriales y titulares que dejan como sospecha si la plata va a donde tiene que ir. La plata va, eso se lo puedo asegurar, a donde tiene que ir”.

“Hay que poner la casa en orden”

Al momento de asumir la Intendencia de Montevideo en sustitución de Olivera, el actual intendente, Daniel Martínez, llegó a decir que era necesario “poner la casa en orden”.

Consultada al respecto, y sobre algunas de esas críticas que surgieron luego de que dejó la intendencia como la falta de camiones para la recolección de la basura o el déficit que acumuló la comuna durante esos años, Olivera destacó la buena relación que tiene con Martínez pero aclaró que Arturo Echevarría, el director de Recursos Financieros de la institución durante su gestión, fue “un excelente director” del área.

También consignó que su administración había “comprado camiones igual que él (pero) dado que funcionan las 24 horas del día tienen una vida útil más corta que si funcionaran en un solo turno”.

“Cada uno tiene su propia impronta y eso tiene que estar contemplado, porque yo siempre digo que hay continuidad y cambio”, opinó.

“La persona que asume una responsabilidad tiene que tener un equipo que el sienta, o ella, que es de su confianza, más allá de la pertenencia a tal o cual sector. Siempre tiene que haber una libertad para armar un equipo con el cual tú puedas trabajar y después tenés que ajustarlo forzosamente, porque cuando vos quieres construir hay gente que es muy brillante pero que no necesariamente juega en equipo”.

“Todas esas cosas te van sucediendo. Lo más importante de todo, en cualquier situación, más allá de cómo hagas, de lo que digas o si es esto o lo otro, tiene que seguir siendo la gente. Tu principal preocupación tiene que estar en cómo respondes a lo que te comprometiste, en saber decir que si hiciste las cosas mal las hiciste mal y en tratar de rectificar”, concluyó.

Registro

Suscripciones:
×