Entrevista a la Psic. Silvana Giachero

Cyberbullying: un enemigo invisible.

Cyberbullying: un enemigo invisible.

Las devastadoras consecuencias de la violencia ejercida por niños y adolescentes hacia sus pares a través de las redes sociales es un drama invisible en nuestra sociedad, que requiere un abordaje profesional y el compromiso de todos.Para hablar del tema entrevistamos a la Psicóloga Silvana Giachero, presidenta de ACAMLU, terapeuta especializada en riesgos psicosociales y violencia psicológica en el trabajo y en centros educativos. Especialista en Bullying y Mobbing.

Silvana Giachero

El desarrollo de nuevas tecnologías al alcance de todos ha generado una nueva modalidad de acoso psicológico. Niños y adolescentes utilizan el internet como un medio para descargar violencia sobre compañeros de la escuela o el liceo, avergonzándolos, publicando textos, imágenes o videos con la intenciòn de perjudicarlos en forma sistemática. Este acoso no se queda en la escuela, sino que invade la vida del acosado las 24 horas, a través de su computadora o su teléfono.

Estamos ante un caso de ciberbullying cuando un menor atormenta, amenaza, hostiga, humilla o molesta a otro/a mediante Internet, teléfonos móviles, consolas de juegos u otras tecnologías. Incluye actuaciones de chantaje e insultos de niños a otros niños.

Esta nueva modadlidad  de violencia sumamente extendida, pasa desapercibida a la poblaciòn, que al no verlo, lo relativizan o minimizan su gravedad.

La complejidad del problema se agudiza debido a la brecha generacional que existe entre padres e hijos, maestros y alumnos. Esta realidad exige a padres y educadores adentrarse en un tema que ha entrado en casi todos los hogares. 

Una encuesta realizada en siete países -entre ellos EEUU, España, Colombia y Chile- dio como resultado que el 12,1% de los adolescentes sufría ciberbullying.

Entre ellos el 22,4% de los varones usó el celular o la mensajería instantánea para perjudicar a otros, frente al 13,4% de las niñas. En cuanto a las víctimas eran el 19,25% de varones y el 13,8% niñas.

Mediante una cuenta de Twitter, diferentes niños y adolescentes comparten rumores para los cuales casi nunca hay un autor. La firma suele ser de “Anónimo” y lo que ellos llaman “chisme” dista mucho de ser una gracia de campamento de escuela. Se dedican a publicar fotos íntimas, rumores sobre quién tuvo relaciones sexuales con quién y cualquier tipo de información que reciben de diferentes jóvenes uruguayos. Esa es apenas una de las tantas plataformas que se pueden usar para ejercer una forma de acoso vía internet conocida como ciberbullying. 

Según una investigación llevada a cabo por los docentes del Consejo de Educación Secundaria, el 10% de los alumnos encuestados fueron víctimas de agresiones a través de redes sociales alguna vez.

Registro

Suscripciones:
×