Sociedad

Frente Amplio promueve ley que habilita cambio de nombre y de sexo

El Frente Amplio impulsa un proyecto de ley que habilita a cambiar de nombre y de sexo ante el Registro Civil. La propuesta, elaborada por la senadora Margarita Percovich, nace a raíz de múltiples denuncias sobre casos de discriminación de personas que tienen un físico correspondiente a un sexo, pero se identifican con el otro. Se estima que son unos 3.000 individuos que atraviesan por esta situación. El proyecto no necesita de mayoría especial, por lo que el oficialismo espera aprobarlo rápidamente en la Comisión de Población del Senado. Informe de Elena Risso.

(Emitido a las 8.48)

EMILIANO COTELO:

Desde la bancada del Frente Amplio (FA) se viene promoviendo una serie de proyectos de ley sobre temas sociales que provocan divisiones muy marcadas en la sociedad. Podemos mencionar, por ejemplo, el reconocimiento de la unión concubinaria o el proyecto sobre salud sexual y reproductiva, que incluye la despenalización del aborto en determinadas circunstancias.
 
Se trata de cuestiones muy debatidas últimamente en todo el mundo y que hace relativamente poco comenzaron a tomar fuerza en la agenda pública uruguaya.

Ahora, por ejemplo, el oficialismo suma otra propuesta que probablemente genere alguna que otra polémica. Se trata de un proyecto de ley que habilita a cambiar de nombre y de sexo ante el Registro Civil.

Sobre ese tema estuvo trabajando Elena Risso.

¿Qué es este proyecto?, ¿cómo surgió?, ¿cuál es el objetivo?

***

ELENA RISSO:

Se trata de un proyecto de nueve artículos llamado “Derecho a la identidad de género. Cambio de nombre y sexo registral”, y está a estudio de la Comisión de Población del Senado. La propuesta fue elaborada por la senadora oficialista Margarita Percovich, de la Vertiente Artiguista, y respaldada por otros legisladores del FA.

EC - ¿Por qué el Parlamento resolvió analizar ahora un tema como este?

ER - Según explicó la senadora Percovich, la idea surgió después de que varios legisladores recibieron múltiples denuncias sobre casos de discriminación de personas que tienen un físico correspondiente a un sexo, pero se identifican con el otro. Un ejemplo: una persona que luce como mujer pero en su cédula dice que es hombre.
 
Percovich decía que las denuncias están vinculadas a situaciones de discriminación que incluso han llevado a que algunas personas perdieran su trabajo. Los parlamentarios no sabían que hubiera tantas personas en esa situación.

EC - ¿De cuántas personas estamos hablando?

ER - En la Comisión de Población del Senado se maneja que hay unas 3.000 personas en esa situación.

EC - Es un número más alto que el que muchos nos habíamos imaginado. ¿En qué consiste exactamente el proyecto?

ER - El proyecto establece que toda persona tiene derecho al libre desarrollo de su personalidad de acuerdo con su identidad, independientemente del sexo biológico con el que haya nacido. Por eso, cualquier persona de nacionalidad uruguaya podrá solicitar la rectificación de su nombre y su sexo ante el Registro Civil, si entiende que el sexo con el que nació no se corresponde con su verdadera identidad sexual. Es lo que te decía, por ejemplo, un hombre que se siente mujer y se viste como tal, pero que en su cédula lleva un nombre masculino. Es el caso típico de travestis y transexuales.

EC - El proyecto aclara que quien haga esta solicitud debe ser nacionalizado uruguayo. ¿Qué otro requisito se toma en cuenta?

ER - Obviamente, debe ser mayor de 18 años y no necesariamente debe haber sido sometido a una operación de cambio de sexo –que se practican, por ejemplo, en el Hospital de Clínicas–. Las personas operadas no necesitan presentar testigos, pero quienes deseen cambiar su nombre en el Registro Civil y no se hayan sometido a la operación, tienen que llevar testigos de que hace al menos dos años que llevan adelante esa opción sexual y de que existe esa disonancia entre lo que son y cómo nacieron.

Pero con el cumplimiento de esos requisitos no alcanza, no cualquiera puede ir y anotarse. Antes de concretarse el cambio de sexo, una comisión del Registro Civil estudiará la situación.

La senadora Percovich nos explicaba que el cambio de nombre y de sexo no significa que nazca una nueva persona después de los 18 años.

(Audio Margarita Percovich.)

“Lo único que nos tiene que importar a los legisladores es que no se utilice esto como un subterfugio para ocultar a una persona que haya cometido delito. Por eso se mantiene el mismo número de cédula de identidad y la persona se hace cargo de todas las responsabilidades que tenía con su sexo anterior.”

(Fin.)

ER - La idea es clara: se cambia el nombre y el sexo, pero sigue siendo la misma persona, con la misma cédula y los mismos antecedentes.

EC - ¿Qué posibilidades de ser aprobado tiene un proyecto como este? Porque este tipo de iniciativas seguramente genera resistencias en algunos sectores políticos.

ER - Justamente eso fue lo que le pregunté a la senadora Percovich. Hay que recordar la posición contraria que ha tenido el Partido Nacional (PN) en todo este tipo de iniciativas legales.

Vamos a escuchar lo que nos decía Percovich sobre ese punto.

(Audio Margarita Percovich.)

“En esto nadie se puede oponer. En primer lugar, hemos consultado a distintas personas. Yo creo que como viene la discusión en la comisión, se ha admitido que es un hecho. Porque no solo los legisladores frenteamplistas recibimos estas denuncias. Estas personas que nos han traído esta problemática votan a todos los partidos políticos e integran la militancia de todos los partidos políticos. Es un tema de derechos, no tiene que ver con opciones u orientaciones que se adopten voluntariamente, que es el punto de discusión que muchas veces tenemos con legisladores del PN. Acá hay una realidad sexual que es contradictoria con cómo ha sido registrada la persona.”

(Fin.)

ER - Además nos decía que es un proyecto que no necesita mayoría especial, así que puede ser aprobado solo con los votos frenteamplistas. Y como este proyecto tiene nueve artículos, se espera que pueda ser rápidamente votado en la comisión.

Está previsto que en los próximos días concurran las autoridades del Registro Civil (iban a concurrir hoy, pero se postergó por la llegada de la presidenta Michelle Bachelet). La senadora ya estuvo conversando con las autoridades del Registro Civil y le dijeron que no habría problemas en disponer una medida de este tipo, porque ya se hace en otros países.

EC - ¿Y qué se sabe de las delegaciones que concurrieron hasta ahora a la Comisión de Población del Senado?

ER - Tanto Percovich como otros legisladores destacan, por ejemplo, lo que comentó la socióloga María Luz Osimani, directora del Programa Nacional de Sida del Ministerio de Salud Pública. La jerarca explicó que como consecuencia de la discriminación, travestis y transexuales quedan sin trabajo, lo que determina que se vean obligados a ejercer la prostitución.

EC - Les queda esa como única alternativa.

ER - Claro, y eso tiene consecuencias muy negativas desde el punto de vista de la salud sexual de la población, porque se convierten en un foco de contagio del VIH-sida. Esa es una de las opiniones a favor de una medida de este tipo. Ahora habrá que ver qué es lo que dicen las otras delegaciones que concurrirán a la Comisión de Población, donde, obviamente, habrá alguna que se oponga.

Registro

Suscripciones:
×