Descienden casos y muertes por tuberculosis en el mundo

Descienden casos y muertes por tuberculosis en el mundo

    El número de enfermos de tuberculosis y de muertes por esta enfermedad descendió por primera vez en todo el mundo, según el informe de Control de Tuberculosis Global 2011 de la Organización Mundial de la Salud (OMS), presentado hoy en Washington.

    El informe, que analiza anualmente datos de 198 países desde 1997, reveló que el pasado año el número de casos de tuberculosis descendió a 8,8 millones de personas, después de alcanzar un máximo de 9 millones de enfermos en 2005.

    La cifra de muertes a causa de la enfermedad también descendió el pasado año a 1,4 millones, después de haber alcanzado un máximo histórico de 1,8 millones de fallecidos en 2003.

    La OMS, que en años anteriores registró una ligera tendencia al alza o estabilización de la enfermedad, constató por primera vez y tras haber revisado su metodología que ha habido una tendencia a la baja de casos y muertes en los últimos años.

    "Menos personas están muriendo de tuberculosis y menos están enfermando. Este es un gran progreso, pero no es causa de complacencia", indicó el secretario general de Naciones Unidas (ONU), Ban-ki Moon en un comunicado, en el que urgió a un apoyo "serio" y "sostenido" en prevención, con especial atención a los más vulnerables.

    Según el informe, la mayoría de los países de ingresos bajos depende aún en gran medida de la financiación externa e indicó que faltarían 1.000 millones de dólares para costear la estrategia contra la tuberculosis en 2012.

    En 2009, el 87 por ciento de los pacientes tratados de tuberculosis se curaron. No obstante, los expertos calculan que un tercio de los casos no se notifica, por lo que no saben con certeza si han sido diagnosticados y tratados adecuadamente.

    El director del Departamento sobre Tuberculosis de la OMS, Mario Raviglione, explicó en una rueda de prensa en Washington que las personas con VIH tienen hasta 34 veces más riesgo de desarrollar la enfermedad.

    En 2011, 1,1 millones de personas con VIH desarrollaron tuberculosis, de las cuales 900.000 (el 82 por ciento) se concentraron en África. En el resto del mundo, el 12 por ciento de los pacientes con VIH también tiene tuberculosis.

    Raviglione estuvo acompañado del director del Instituto Nacional de Alergología y Enfermedades Infecciosas de EE.UU. (NIAID, por su sigla en inglés), Anthony Fauci, y del director adjunto del departamento de acción global contra la tuberculosis de los Centros para el Control y Prevención de enfermedades de EE.UU. (CDC) Harold Jaffe, entre otros.

    Los expertos coincidieron en señalar la importancia de la financiación de los proyectos para continuar con las tendencia a la baja de las cifras de tuberculosis.

    La OMS destacó el trabajo de Kenia, Tanzania, Brasil, y China en la lucha contra la enfermedad.

    En particular, en Kenia y Tanzania se cree que la incidencia de tuberculosis ha disminuido en la última década, después de un alza relacionada con la epidemia del VIH, mientras que en Brasil destaca el descenso "significativo y sostenido" registrado desde 1990.

    El mayor progreso se ha dado en China donde en tan sólo una década la tasa de muerte se redujo casi un 80 por ciento y se pasó de las 216.000 muertes registradas en 1990 a 55.000 en 2010.

    La tuberculosis (TB) es una infección bacteriana causada por un germen llamado Mycobacterium tuberculosis que suele atacar los pulmones, pero puede también dañar otras partes del cuerpo y se disemina a través del aire.

    Fuente: EFE