SUENA TREMENDO

Las dificultades que enfrentan los nuevos establecimientos de venta de marihuana

Las dificultades que enfrentan los nuevos establecimientos de venta de marihuana

El Gobierno anunció que sumará un nuevo tipo de establecimientos para la venta de marihuana. Tendrán como único fin la venta de cannabis, operarán solo con efectivo y estarán exentos de la Ley de Inclusión Financiera. ¿Cómo dificulta esto el negocio y su control?

Uruguay enfrenta el mismo problema con el que se han encontrado los estados de Estados Unidos donde se ha legalizado la venta de marihuana medicinal o recreativa. En ese país, la mayoría de los negocios de este tipo optaron por una salida similar a la uruguaya: establecimientos que operan solo con efectivo. El gobierno uruguayo aclaró que es una medida transitoria.

En el estado de California, que si fuera un país sería la sexta economía mundial, las autoridades locales han estado buscando sin suerte una solución a esta situación, producto de la normativa federal, que considera a la marihuana una “sustancia controlada” y al dinero producto de su venta como lavado de activos. California legalizó la venta de marihuana para usos recreacionales y la implementará en 2018, lo que había generado expectativa de un cambio en la ley nacional de ese país. Sin embargo, en el corto plazo, el gobierno de Donald Trump no tiene intención de flexibilizar la normativa vigente.

Ricardo Sabella, especialista en prevención de lavado de activos, ya había advertido los problemas del modelo de venta de marihuana en farmacias a principios de 2014 en distintas entrevistas. Para él, la normativa federal estadounidense, que busca prevenir el lavado de activos, es contraproducente  porque empuja a los comercios al uso del efectivo.

“Es absolutamente contrario a todas las reglas y los estándares antilavado”, explicó Sabella. “En cada uno de los controles que se incorporan y los objetivos que se persiguen en materia de control de este tipo de delitos, uno de los primeros riesgos son los sectores que manejan un alto volumen de dinero en efectivo. Justamente porque el dinero efectivo es esencialmente la materia prima del lavado de activos”.

“Esto es como una trampa regulatoria” aseguró, refiriéndose a la normativa federal estadounidense. “Están buscando la vuelta a algo que en algún momento han desarrollado para controlar este fenómeno y que a todas vistas resulta muy complicado y es contrario a todo tipo de concepto y estándar en materia de prevención”.

Los comerciantes estadounidenses se han quejado de distintos problemas que surgen al manejarse solo con efectivo. Por ejemplo, para transportar y guardar el dinero. Sabella entiende que son problemas que pueden surgir también en Uruguay.

“El riesgo es mucho mayor para aquellos locales y comercios que manejen un alto volumen de efectivo. No solamente porque están expuestos a un posible hurto o rapiña, o una malversación de los propios funcionarios” dijo Sabella.

“Por temas de logística, el movimiento de efectivo, si bien acá podemos hablar de valores que son menores, son los valores promedio que puede manejar un comercio común y corriente. El manejo de efectivo tiene sus problemáticas en la medida que yo no puedo hacer un depósito bancario. Tendría que incorporar una caja de seguridad, y debería ser una caja de seguridad propia, porque quizás las propias instituciones de cofres de seguridad podrían llegar a poner reparos por la recepción e ese dinero”.

En el caso de las empresas de transporte de valores, Sabella dijo que había que estudiar su situación porque también podrían tener vínculos con el exterior que puede complicar su operativa con dinero producto de la venta de marihuana. Otra situación similar es la de las empresas de seguro, que tienen vínculos con el extranjero, y el pago de primas para cubrir a estos negocios, si se hace con el mismo efectivo producto de la venta de marihuana, genera el mismo problema.

Sin embargo, Sabella aseguró que existe una gran trazabilidad: el experto dijo que se puede hacer un control de stock y, sumado al control que ya existe de los usuarios, ayuda a trazar con precisión el dinero a la venta de marihuana. De la misma forma, la operación de estos negocios en efectivo no presentaría grandes complicaciones a la DGI para la recaudación: generaría alguna dificultad extra a nivel logístico solamente.

Registro

Suscripciones:
×