Gregory Porter: "Nat King Cole fue como el padre que no tuve"

Gregory Porter: "Nat King Cole fue como el padre que no tuve"

    Para el cantante de jazz Gregory Porter escuchar a Nat King Cole era como si su padre, ausente de su vida, le estuviera dando los "consejos" que nunca le dio y por ello decidió grabar el disco tributo "Nat King Cole & Me", en el que reúne las canciones que más le han marcado del intérprete.

    Cuando tenía seis años, Porter grabó una "pequeña canción" y cuando su madre la oyó le dijo que "sonaba" como Nat King Cole. No sabía quién era el cantante pero a partir de ahí empezó a escucharle en la colección de discos de su casa y en ellas encontró "un sonido familiar", explica el estadounidense en una entrevista con Efe.

    "Mi padre estuvo muy ausente en mi infancia y creo que llenaba ese vacío con la música de Nat y sus palabras. De alguna manera escuchaba letras como 'Smile Though your Heart is Aching" (Sonríe aunque te duela el corazón) como consejos paternales y siempre podía encontrar esa ternura y esa profundidad en Nat", revela el artista (Sacramento, 1971).

    El disco, grabado con una orquesta de 70 músicos bajo la dirección de Vince Mendoza, dado que Porter quería un sonido "grandioso", reúne algunos de los más éxitos de Nat King Cole como "Smile", "Mona Lisa", "Nature Boy" o "Pick Yourself up", cuyas letras, asegura Porter, son frases a través de las que intenta "guiar" su vida.

    "'Nature boy' es una canción que ha influido mucho en mi visión de la vida, como lo hicieron las enseñanzas de mi madre. La letra 'lo más grande que vas a aprender es a amar y ser amado', va con la regla de oro de "trata a otros como quieres ser tratado" y con la idea de que el amor conquista todo y que es lo más importante por encima de todo. Trato de pensar eso cuando las cosas van mal", dice.

    Grabar un disco con canciones de Nat King Cole (1919-1965), recuerda Porter, era un deseo que ya había formulado en un musical dedicado a la figura del cantante que escribió hace 15 años.

    "Es un proyecto soñado y amado, siento que estoy contando mi historia, aunque yo no escribiera esas canciones, porque Nat King Cole es parte de mí y de mi vida", señala el cantante, que estilísticamente forma parte, dice, de la "Escuela de Nat".

    "La mayoría de cantantes de jazz se orienta por el estilo de Frank Sinatra y él tenía su propia escuela estilistica, pero si la gente escucha mis canciones notarán que hay un sonido similar al de Nat, el deslizarse por las notas, el fraseo... aunque no pienso en copiar su estilo", precisa.

    En el nuevo disco, Porter también incluye una canción de su autoría "When Love was King", que compuso para su disco anterior "Liquid Spirit", "como si escribiera una canción para Nat King Cole", en la que también plasma algunas de las enseñanzas de su madre, y que asegura, encajan con la situación política de su país.

    "Quería repetir esas frases con una gran orquesta. 'He Showed Respect for Every Man Regardless of his Skin or Clan' (él respetaba a todos los hombres sin importar su piel o su clan), señala Porter, y añade que si pudiera sugerirle al presidente estadounidense Donald Trump una canción sería esa.

    "Es abiertamente política y el disco también lo es, pero de una forma dulce y amable, como soy yo. Si piensas en la época en la que se grabaron estas canciones debía significar algo diferente para una mujer blanca, que para una mujer negra que ha sufrido abusos toda su vida", apostilla el cantautor. EFE