SUENA TREMENDO

¿El impuesto a Netflix debería volcarse a la producción audiovisual uruguaya?

¿El impuesto a Netflix debería volcarse a la producción audiovisual uruguaya?

El Plenario de la Industria y la Cultura Audiovisual reclamó que parte de lo recaudado por el artículo 228 de la Rendición de Cuentas, que hoy comienza su discusión formal en el Senado, sea destinado al Fondo de Fomento del Instituto del Cine y el Audiovisual del Uruguay (ICAU).

La Comisión de Presupuesto integrada con Hacienda de la Cámara de Senadores comienza hoy la discusión del proyecto de ley de Rendición de Cuentas que ya cuenta con la aprobación de la Cámara de Representantes.

En ese marco, las empresas y trabajadores que forman parte del conglomerado audiovisual se reunieron la semana pasada para discutir  sobre la regulación de los servicios y plataformas proveedoras de obras audiovisuales por Internet, a partir del nuevo impuesto planteado por el Poder Ejecutivo originalmente en el artículo 244 (ahora 228).

La iniciativa plantea que, a partir del 1º de enero de 2018, se considere como rentas “de fuente uruguaya” (y, por lo tanto, pasibles de tributar) a las obtenidas "por entidades no residentes que realicen directamente la prestación de servicios a través de Internet, plataformas tecnológicas, aplicaciones informáticas, o similares" siempre que el receptor del servicio "se encuentre en territorio nacional". El texto agrega que, en la medida en que la empresa que ofrece el servicio y el que lo demanda se encuentren en el país, las rentas se considerarán 100% uruguayas. En tanto, si solo el “demandante” está en Uruguay,  las rentas se considerarán 50% nacionales. Este último caso, abarcaría el ejemplo de la plataforma audiovisual Netflix.

El Plenario de la Industria y la Cultura Audiovisual contó con la participación de la Asociación de Productores y Realizadores del Uruguay (asoprod), la Cámara Audiovisual del Uruguay (cadu), la Confederación Uruguaya de Trabajadores de la Comunicación, el Espectáculo y Entretenimiento (cutcee), el Sindicato de técnicos, profesionales y trabajadores del sector audiovisual (gremiocine), la Sociedad Uruguaya de Actores (sua), entre otros actores.

Uno de sus voceros, Francisco Magnou, explicó a Suena Tremendo que el plenario planteó “exigir al sistema político uruguayo que aborde el tema de la regulación de estos servicios considerando no solo los elementos impositivos sino también la inclusión de un porcentaje de obras nacionales en los catálogos de estas plataformas” y direccionar el 50% de la recaudación proveniente del gravamen de los servicios y plataformas proveedoras de obras audiovisuales por Internet al Fondo de Fomento del Instituto del Cine y el Audiovisual del Uruguay (ICAU).

El diputado Jorge Gandini había estimado que  la modificación podría llegar a significar una recaudación de alrededor de 10 millones de dólares anuales para la Dirección General Impositiva. Según esa estimación, Magnou entiende que, de prosperar su reclamo, podría llegar a duplicarse el actual presupuesto que maneja el ICAU.

Las más vistas

Registro

Suscripciones:
×